Alberto les va a contestar

Por Javier Parbst*

«Contar con una información adecuada no es solo un derecho que la masa peronista se ha ganado en sufridos años de lucha, sino también, condición esencial para cumplir su misión histórica de liberación de nuestra Patria de la explotación nacional e internacional». John William Cooke.

«No voy a permitir que jueces y periodistas digan cualquier cosa, les voy a responder» dice Alberto. Creemos que es por acá. El 10 de diciembre volvemos para ser mejores y es fundamental que enfrentemos a la falacia y a la hipocresía. No es menor, mas bien, primordial. La mentira desordena al Pueblo y un Pueblo engañado como diría el Gral no va a ninguna parte; y la hipocresía estanca a las sociedades, terminar con las hipocresías es madurar paso a paso colectivamente-. No puede ser que mercenarios mediáticos a sueldo del imperio y la oligarquía informen mentiras que atentan contra el país y la economía nacional sin costo alguno. Defender la democracia es cuidar la verdad y enfrentar a los poderes espurios, ocultos, que se esconden tras los mantos de empresas mediáticas, o jueces teledirigidos que miran con la nuca al Pueblo. Confrontar, contestar y denunciar a los que disfrazados de periodismo o en nombre de la justicia, sirven intereses que buscan disgregar y frustrar a los argentinos, es una de las tareas fundamentales para no cometer los mismos errores que permitieron que unos pocos ricos, convenzan a la sociedad de un cambio hacia la derecha que siempre trae hambre y atraso para las mayorías. «Le critico a Cristina el no contestar a veces, dice Alberto, porque a veces el que calla otorga» dice, por eso les va a contestar, a La Nación, a Clarín, verdaderas cloacas de la desinformación que solo pretenden contaminar el alma y el espíritu de millones de Argentinos a los que necesitamos para reconstruir la Patria con una moral alta, invitándolos a creer, a soñar. Necesitamos convocarlos a ser parte y protagonistas del presente y que sean capaces de planificar y soñar un futuro que incluya cada día a más argentinos y argentinas. La unidad de la dirigencia política lograda en la argentina sorprendió a propios y a extraños. «Cuando nos dividimos aparecen los Macri» dice Alberto ante el intento constante de dividirnos de la derecha mediática con «rumores» que no son mas que deseos de la sociedad rural, los bancos y los mismos oligarcas de siempre expresados en papel por sus escribas a sueldo carentes de conciencia ni valores morales.

Debemos consolidar la unidad en la dirigencia y sumar al Pueblo todo, movilizado, organizado y participe. La correlación de fuerzas contra los grandes poderes económicos la logramos con el Pueblo movilizado y concientizado. Nuestro Pueblo a demostrado a lo largo de este último año un alto nivel de conciencia colectiva diciéndole ¡Basta! en tan solo 4 años a la derecha engañosa, engatuzadora, por momentos mendigante de una oportunidad más con sonrisas vacías que nuestra gente supo desenmascarar. La derecha son ricos gobernando para ricos y eso lo vimos millones y millones de argentinos y argentinas.

Y vuelve Cristina…

«Los que van a tener que responder preguntas son ustedes» dijo enojada, seria, después de apilar sus papeles, carpetas, levantarse e irse, volvió para sentenciar: «Preguntas van a tener que responder ustedes». Vuelve Cristina y los aterra, tres horas y cuarto de un alegato formidable donde los demolió a los jueces cómplices del establishment «La historia me absolverá, a ustedes los va a condenar la historia» les dijo Cristina, y cómo no pensar en Fidel y su alegato histórico en el juicio por el asalto al cuartel de la Moncada. Cristina, líder natural latinoamericana, vuelve a escena con la humildad de los grandes para acompañar y fortalecer a Alberto Fernández. A partir del 10 de diciembre en Sudamérica se presenta la situación de solo dos países realmente soberanos, o sea donde no gobierna la derecha: Venezuela y la Argentina; si ampliamos a Latinoamérica sumamos México, Cuba, Nicaragua… El desafío es grande, pero las esperanzas son enormes, latente en los Pueblos. El peso continental de la Argentina y su historia de solidaridad con los países hermanos será fundamental para la reconstrucción paso a paso de la Patria Grande. ¡Y está Lula!, ¡está Correa!, ¡está Evo!

Huele a azufre

Huele a azufre en Latinoamérica, lo sabemos. El imperio acecha, soberbio como siempre. Nos asestó un duro golpe en Bolivia, rapaz y traicionero. Sin embargo, la derecha con Latinoamérica está como azorada. Le rompemos los esquemas, combatimos al capital incesantemente. Amamos, discutimos, organizamos, los Pueblos todos pujan y luchan sin resignarse a las migajas de unas élites oligárquicas traidoras de sus Pueblos y de un imperio yankee, que ni recibido está de imperio por su corta vida histórica, y ya los Pueblos del mundo lo odian y conocen bien su hipocresía desmedida, su avaricia desmesurada, su codicia sin límites. La derecha contraatacó. Con falacias, traiciones a las decisiones populares, juicios inventados lisa y llanamente, golpes blandos o con militares como en Bolivia, -mostrando desvergonzadamente que ya no tienen muchas herramientas de convencimiento por estas tierras- así contraatacó. Pero tiembla, se tambalea en sus cimientos. La derecha habla y atrasa en sus pensamientos, la derecha ejecuta políticas y arruina las economías de los Pueblos porque no los ve ni los comprende… y los Pueblos, ya esclarecidos gracias al despertar del comienzo de siglo impulsado por ese gigante antiimperialista que fue Hugo Chávez, se plantan, luchan, se organizan y presentan batalla.

En la Argentina estamos unidos, sabemos quiénes son los que hambrearon al Pueblo y desindustrializaron deliberadamente a nuestro país. ¡Sigamos unidos entonces! Participemos, y sigamos sumando voluntades, falta mucho Pueblo por convencer, debemos predicar que entre pobres, entre trabajadores no debemos pelearnos, nuestro enemigo es uno: los ricos y poderosos que no quieren que nada cambie porque así rebalsan sus bolsillos. Contribuyamos un poquito día a día para transformar la Patria. Ese es el desafío, somos conscientes de lo que nos faltó y estamos dispuestos a volver realmente mejores. Por nuestra patria y por la patria grande toda. Tenemos una nueva oportunidad histórica y no vamos a desperdiciarla.

*PERONISMO 26 DE JULIO TIGRE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *