Juan Carlos Dante Gullo, «El Canca»

Por Ernesto Jauretche

Reproducimos las palabras de un histórico del peronismo setentista, Ernesto Jauretche, para despedir a otro histórico, Juan Carlos Dante Gullo, hace hoy exactamente un año.

 

Vamos cayendo, uno a uno, incesantemente; obra del tiempo que escribe la historia.

Los de los 70 pronto todos seremos también historia.

Hoy, como cualquier día de nuestra vida, murió El «Canca», un pedazo de nosotros, los Cazadores de Utopias, los que la crónica registra como «la generación del 70», los que la historia reconocerá como capítulo de la larga lucha de los argentinos por conquistar la emancipación nacional y la justicia social.

Los que en aquellos tiempos estuvimos en la primera fila de la abnegación nos estamos acabando.

 

Pero con nosotros no se acaba la lucha por alcanzar las metas que El Canca soñó, y a los cuales entregó toda su vida.

No es el fin de un hombre sino la secuela letal de una generación que amalgama amorosamente a los que siempre supimos que estábamos haciendo futuro y que, antes de rendir cuentas ante el justiciero supremo, nos afirmamos en el esfuerzo de dejar una ética y principios ante el presente que se nos escapa.

La nuestra, fue la cultura del amor.

Sabemos que el Canca, más allá de las alternativas a las que lo condujo su pasión política, nos esperará cualquiera sea el lugar donde estarán los que nunca desertamos de una misión que nos inculcó el infinito amor por la vida y la inclaudicable devoción por nuestros paisanos: la Patria.

Y algunos somos historia aún vivos, y rendimos homenaje al compañero con que compartimos alegrías y dolores, éxitos y fracasos.

Para la prensa Juan Carlos Dante Gullo «IC0NO DE LOS 70»; para nosotros EL CANCA, el cumpa que vivió heroicamente.

¿Qué significa heroísmo?: vivir al servicio de la causa del pueblo,

Por eso es que El Canca, más allá del sacrificio de su madre y hermano, de su entrega y humildad militante, será inmortal.

La otra historia, la del pueblo, la nuestra, la de los 30 mil, la del peronismo revolucionario, la de Perón y Evita, de Cámpora y de Néstor y Cristina, lo ascenderán también a su consagración a lo largo de los siglos.

Si es que en este ominoso presente somos capaces de empuñar nuevamente las armas de la razón y la acción para defender la Patria.

¡VIVA LA PATRIA!

¡VIVA PERON!

04/05/2019

Casa de la Memoria y la Resistencia Jorge «Nono» Lizaso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *