«La vuelta de los pueblos»: la conferencia de Cristina Kirchner en Honduras

Exposición en la Universidad Nacional Autónoma

En un auditorio colmado, y con espectadores de lujo como Dilma Rousseff y Fernando Lugo, la vicepresidenta advirtió que las políticas de ajuste diseñadas por los «organismos multilaterales» pretenden instalar de nuevo el neoliberalismo de nuevo en la región y alertó por la corriente libertaria, que directamente «quiere suprimir el Estado». También criticó el rol de la Organización de Estados Americanos al destacar que, años atrás, la OEA «se ponía al frente para defender las democracias en América Latina y no para voltearlas» .

Imagen: Cristina, de visita en Honduras

La vicepresidenta Cristina Kirchner dictó una conferencia en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, país adonde llegó para participar de la asunción de Xiomara Castro. Allí apuntó -en plena discusión con el FMI por la reneogiación de la deuda que adquirió la administración de Mauricio Macri- contra las políticas de ajuste de los «organismos multilaterales» que quieren instalar el neoliberalismo de nuevo en la región y alertó por la corriente libertaria, que directamente «quiere suprimir el Estado».

«¿Qué pasa cuando el Estado reduce su presencia en educación, salud y la explotación que impacta en el cambio climático? ¿Hay un vacío que nadie ocupa? No, es ocupado por los narcos. Los narcos aparecen porque son los que construyen las escuelas que el Estado no construye por tener que aplicar las políticas de ajuste de los organismos multilaterales», expresó.

Además advirtió que «de la misma manera que se financiaban golpes militares» en el siglo XX ahora «se comienzan a financiar los golpes judiciales en América Latina».

«Ya no hacen falta golpes militares, ahora hay que conseguir jueces educados en comisiones y foros», señaló la vicepresidenta en un extenso discurso en la aula magna de la Universidad Nacional.

Auditorio colmado para escuchar a CFK

En el inicio de su exposición en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, como acto previo a su participación en de la asunción de Xiomara Castro, la vicepresidenta Cristina Fernández agradeció haber llegado a Tegucigalpa 13 años después del golpe de estado contra el ex presidente Manuel Zelaya. «Estar hoy acá es recordar que los pueblos siempre vuelven», celebró Cristina, en referencia a las jornadas de 2009, cuando intentaron frenar el golpe junto a otros dirigentes de la región.

«Fueron momentos muy difíciles pero de entreñable solidaridad latinoarmericana», valoró Cristina y saludó a la exmandatarios Dilma Rouseff y Fernando Lugo, quienes la acompañaron en las tratativas de aquellos años. «Los pueblos siempre vuelven y no lo hacen nunca de la misma forma ni con los mismos dirigentes, pero sí con el mismo objetivo: la autodererminación de los pueblos», aseguró la vicepresidenta.

Cristina fue homenajeada en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras y convocada a dar una charla magistral titulada, precisamente, «La vuelta de los pueblos». La referenta política del Frente de Todos empezó su exposición con un repaso la distintas etapas de opresión de la región, desde el «colonialismo directo» de las potencias europeas, al «sujuzgamiento económico» de la primera mitad del siglo XX, que fue respondido con los primeros moviemientos populares, como el peronismo.

Luego recordó el financiamiento y dirección de los golpes militares contra los gobiernos populares y la imposición del neoliberalismo. «Luego de haberse impuesto el neoliberalismo en toda la región comienzan a surgir nuevos movimiento populares y nacionales con otros nombres y protagonistas, pero con el mismo objetivo de siempre la autodeterminación de los pueblos», destacó para iniciar el repaso de la década en la que fue protagonista.

Cristina calificó la década del los gobiernos progresistas de la primera década del siglo XXI como «un ciclo virtuoso», pero reconoció que «surgen retrocesos en los pueblos» y que «ya no es necesario hacerlo con militares». «Ahora hay que conseguir jueces, educados en fondos que siempre financian de la misma manera que financiaron los golpes militares. De la misma manera, se financian los golpes judiciales en América Latina».

En tanto, la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner sostuvo que cuando se suprime al Estado «aparece el narco», una problemática que debe combatirse, dijo, con «trabajo, salud, educación, escuela y progreso» para la sociedad. «El neoliberalismo pugna por el achique del Estado, y los libertarios quieren suprimir el Estado, pero ¿qué pasa, y qué pasó, y qué está pasando en la región cuando se instalan estas doctrinas neoliberales? Aparece el narco», planteó la vicepresidenta desde Honduras, quien en otro apartado de su discurso comentó que «todavía hay machismo en nuestras sociedades y en nuestros propios compañeros», y un especial pidió apoyo para la presidenta electa de Honduras, Xiomara Castro, a quien, dijo, «le espera una tarea doblemente difícil por ser mujer». «Es muy difícil porque cuando una mujer, además de pintarse, peinarse y ponerse una atuendo, piensa, y se atreve a decirlo en voz alta, se lo perdonan bastante menos que a los hombres», reflexionó la vicepresidenta, horas antes de participar de la asunción presidencial

Otras definiciones

*»La Constitución se aplica y los jueces juzgan no de acuerdo a los derechos y los códigos, sino de acuerdo a los intereses que, siempre, están en contra de las mayorías populares»

*»Los que impulsan en toda la región el achique del Estado y las políticas de ajuste son los mismos que después hablan de combatir a los narcos. Como si a los narcos solo se lo pudiera combatir desde el Ministerio de Seguridad y no desde el acceso al trabajo, a la salud, a la educación, al progreso»

*»Las políticas de ajuste significan una paradoja horrible y el impacto en la vida cotidiana. No solamente en el fenómeno narco sino también en el fenómeno del cambio climático y desastres naturales, cuando se permiten la explotación irracional de cualquier tipo»

*»Muchas veces los gobiernos, al carecer de recursos y renunciar a la facultad regulatorio que debe tener para preservar la calidad de vida de sus ciudadanos, termina autorizando cualquier cosa porque no tiene posibilidades de encontrar ingresos y recursos. Y ya se sabe, cuando alguien viene a invertir exige determinadas condiciones y cuanto menos se invierte en seguridad ambiental, más rentabilidad tiene cualquier emprendimiento».

*»La desaparición o reducción del Estado, lejos de traer seguridad y bienestar, trae otras cosas. La falta de regulación y presencia del Estado para controlar cómo se hace la explotación en materia de minería y petrolera. Y no es que no es que no se pueda hacer, fíjese Noruega. Tiene plataformas petroleras en el mar, pero tienes condiciones de seguridad por una inversión tecnológica. En lugar de ganar mil millones, tienen que ganar 500 o 200, pero nunca dejan de ganar»

*»El gran desafío que tiene nuestra región y el mundo es ver cuáles son los graves problemas que hoy acechan a todos. A nivel global, si queremos combatir el narcotráfico, vamos a tener que discutir en serio que los bancos de las grandes potencias dejen de lavar las fortunas de los narcotraficantes».

La conferencia completa

27/01/22