El tsunami que emerge de la fractura

Por Hugo Presman*

El país se encuentra en estado de shock. Las dos coaliciones relativamente recientes que han venido expresando la fractura entre dos países, dos modelos que conviven e intentan imponerse sobre el otro, aunque el que triunfó en la extensa guerra civil del siglo XIX se viene imponiendo ampliamente, han consumado la peor elección de sus respectivas historias. Un outsider de la política, un personaje desconocido hasta el 2018, insultador patológico, con precariedad de lenguaje, los condenó a un segundo y tercer lugar. Triunfó en 16 provincias con resultados tan sorprendentes como categóricos en muchas de ellas. Abrevó principalmente en los más de diez millones de votos que perdieron las dos coaliciones principales entre 2019 y 2023, centrando en los políticos la causa de la decadencia junto al gasto político, la falsa nueva pampa húmeda donde pretende encontrar los recursos que permitirá presuntamente hacer superlativos ajustes sin afectar a la población. Una mentira de patas muy cortas que empezó con la promesa de una reducción del déficit de 15 puntos, para lo cual hay que arrasar con la posibilidad de convivencia entre los argentinos.

Todo ello lo sintetizó bajo una simplificación: “la casta política”. Consiguió inteligentemente colocarse como símbolo del hartazgo que atraviesa con diferentes grados de intensidad a toda la sociedad y ser el representante de una mayoría de  jóvenes fundamentalmente varones entre 16 y 40 años que se sienten víctimas de la estrechez de posibilidades, de la informalidad laboral, y al mismo tiempo celebran su condición  de emprendedores que no quieren saber nada de la presunta protección del Estado; de la falta de horizontes; que padecen la inflación como algo nuevo en sus vidas; de la limitación de la movilidad social ascendente que caracterizó en otras épocas a nuestro país, ello en lo económico y social. Y en lo cultural, el avance del feminismo y del cambio de roles, incluyendo en su disgusto a ciertos logros del progresismo, desde la enseñanza sexual en los colegios, la despenalización del aborto, e inclusive al uso de la “e”. Hay casos extremos que proclaman “que explote todo y empecemos de cero”. Son los que vivieron la pandemia y la cuarentena no como “El Estado me cuida” sino como “El Estado se mete en mi vida”, me encierra, limita mi libertad, lo que en sectores humildes se vivió como una condena a padecer hambre. Son los que se vuelcan hoy a consignas de libre mercado, hacen culto del emprendedurismo, enarbolando un individualismo superlativo, y que Milei, partícipe de las marchas anticuarentenas y antivacunas, sintetizó certeramente con la consigna ¡Viva la Libertad Carajo! La pandemia fue la finalización del siglo XX y la entrada del siglo XXI, conformándose una sociedad diferente en lo social y político con cambios importantes en posicionamientos fuertemente individualistas

En este nuevo escenario que como dijo Enrique Santos Discépolo para describir otra época oscura “Ves llorar la Biblia junto a un calefón,” emerge el Plan de gobierno de La Libertad Avanza que parece salida de “una jodita de Tinelli”.

Si se concreta la posibilidad de que el mal autodenominado libertario acceda a la presidencia, habrá necesariamente que recurrir a la literatura para reflejar la catástrofe. Tal vez, el escritor Andrés Rivera predijo este tiempo refiriéndose a otro, cuando puso en boca de Juan José Castelli la frase: “Si ves el futuro, dile que no venga”.

[anuncio_b30 id=2]

UNA MUESTRA DE UN MENÚ TÓXICO

La dolarización es la viga maestra de la Libertad Avanza. Su argumentación es de una superficialidad que no sorprende, porque todos sus proyectos se ahogan en un vaso de agua. Basándose en la falacia de que la única causa de la inflación es la emisión monetaria, propone evitarla adoptando como moneda al dólar. Es como si alguien que tiene dificultades para caminar por un problema en la rodilla afectado de meniscos, en lugar de operarse se le amputa la pierna por encima de la rodilla. Es cierto, el problema de la rodilla desapareció perdiendo una buena parte de la pierna. Cualquier médico que propusiera esta solución tendría problemas para seguir ejerciendo su actividad, pero un despropósito similar en política puede, en determinadas situaciones, llevar al que lo propone a acceder a la Presidencia. La dolarización implica quedarse sin política monetaria. ¿Qué significa esto? Acudamos a un ejemplo futbolístico: juegan en el Monumental River y Deportivo Merlo. El técnico de este último equipo, antes del partido, afirma que para que el cotejo sea parejo ha decidido jugar sin arquero y con dos jugadores menos, por lo cual enfrentará a River con sólo 8 jugadores. ¿Qué piensan que pasaría con ese director técnico? Sería sacado en ambulancia del estadio antes de empezar el partido. En economía implicaría quedarse sin moneda propia y dinamitar el Banco Central (1) y por lo tanto carecer de política monetaria, lo que significaría entre otras fundamentales limitaciones, la imposibilidad de emitir, fijar las tasas de interés, determinar los encajes bancarios, redescuentos, manejo de las reservas, actuar como prestamista de última instancia. En Argentina, estamos con posibilidades ciertas que un émulo del director técnico de Deportivo Merlo pueda acceder a la Presidencia por voluntad popular.

En salud y educación hasta hoy gratuitas procede como en todos los casos con el emblema de la motosierra. Con sus limitaciones y deterioros, están, sin embargo, están entre las mejores de América Latina. Con su modo operativo generalizado, en lugar de mejorarlas, decide prácticamente eliminarlas.  Propone arancelar las prestaciones de salud, es decir pagar por ir al hospital y por supuesto por todos los estudios. Si hubiese sido médico no propondría curar al enfermo sino matarlo, para curarlo de su enfermedad. 

La educación según Alberto “Bertie” Benegas Lynch hijo, primer candidato a diputado por Buenos Aires por la Libertad Avanza en un reportaje de DiarioAr del 20 de agosto del presente año afirmó: “La educación tendría que ser un negocio. Si se trata como un derecho, sonaste” Eso es lo que hay tras los eufemismos que se pretenden de modernos, de entregar váuchers o cheques educativos. En Chile, que se toma como modelo, creció la desigualdad, retrocedieron los colegios públicos y la hecatombe fue tan enorme que para paliar mínimamente el desaguisado tuvieron que implementar un subsidio para pobres. Por supuesto que la Universidad Pública sufrirá los ajustes presupuestarios y será arancelada.

El padre de este candidato a diputado es Alberto Benegas Lynch a quien Milei considera un prócer y fue el que acercó en los 90 a Menem con Alsogaray y actualmente a Milei con Macri.

En materia laboral, partiendo de la base que los que conforman el mercado es una relación entre iguales y que el Estado es el enemigo del que hay que prescindir, los empleados pueden ser despedidos sin causa y sin indemnización, y se les daría un seguro de desempleo. En materia de alquileres no existirá ninguna regulación.

Todo lo referido a servicios básicos como el agua, el gas natural, las cloacas sólo la prestarán empresas privadas, por lo cual se deduce que sólo la podrán obtener los que puedan pagar.

Se suprime la obra pública realizada por el Estado para evitar la corrupción de manera que las autopistas, rutas y caminos se hará con peajes. La motosierra a pleno, un candidato que parece el dueño de una empresa de demolición.

En algunos de sus delirios, Milei habló de privatizar las calles públicas de las ciudades “que al serlo sólo escupen socialismo” e incluso la justicia y las cárceles.

Propone desregular el mercado legal de armas, aunque hasta hace poco proponía la libre portación de armas. Privatizar las empresas estatales deficitarias y en materia previsional volver a la AFJP, que fue en nuestro país una verdadera estafa y en Chile donde se las originó no consiguen, a pesar de las promesas e intentos, volver al sistema de reparto.

Otras propuestas: despidos masivos en el Estado, salida del control de cambios, eliminar las retenciones a las exportaciones y los derechos de importación. Eliminar los giros a las provincias, derogar la ley que limita las compras de tierras por parte de extranjeros, reducir las cargas patronales, terminar con el cine nacional a través de la supresión del INCAA. El mismo camino seguiría Télam, y los medios públicos.

Milei también va por la ciencia y la tecnología y promete disolver el Conicet. Sus argumentos revelan un profundo desconocimiento, una serie de descalificaciones tipo trolls, de una liviandad que demuestra que los slogans fáciles sustituyen al estudio de los problemas. Como dice Ana Franchi, presidenta del Conicet, Doctora en Química, “en ninguno de los lugares del mundo, el inicio de la investigación es privado, pero tampoco es que el Estado va a llevarlo al mercado. Todo lo que la gente ve en la calle, en el mercado, en la farmacia son desarrollos del Conicet o de las universidades y escalado por una empresa privada y esa empresa privada se beneficia también….Trabajamos con el polo petroquímico en Bahía Blanca, trabajamos con la industria forestal en Misiones, estamos trabajando en Mendoza  con los viñateros, muy especialmente en el tema de la sequía…..se desarrollaron semillas resistentes al estrés hídrico, en plena pandemia los barbijos que se exportaron y los kit de anticuerpos para detección de la enfermedad, que no se conseguían en el exterior. Sólo 10 o 12 países lo hacen… estamos cerca de producir una vacuna nacional de prevención del COVID…. con las patentes que están actualmente válidas tenemos alrededor de 985 patentes…Muchos no saben que dentro del Conicet hay representantes de la UIA y de la Sociedad Rural. Hay 55 empresas de base tecnológicas creadas por investigadores del Conicet y que crecieron por la inyección de capital privado. Y-TEC es la empresa que el Conicet tiene con YPF, desarrollando baterías de litio, que el mes que viene van a ser presentadas…. En el 2022 el Conicet interactuó con casi 3000 empresas, casi todas PYMES…. El Dr. Gabriel Rabinovich presentó recientemente la empresa Galtec, para desarrollar terapias en oncología e inmunología… Hay 30.000 personas trabajando de las cuales más de 12.000 son investigadores e investigadoras, más o menos la misma cantidad son becarios y becarias que están haciendo su doctorado o su post doctorado.” Es preferible no imaginar por lo catastrófico, lo que implicaría la privatización de YPF y la eliminación del Conicet, nada descartable en un admirador de Margaret Thatcher y que considera al calentamiento global “un invento del socialismo.”

Según una investigación de la Universidad de San Andrés sobre imagen de sectores, actores y organizaciones, los científicos encabezan el listado con un 35% de imagen positiva.

En política exterior se encolumna con EEUU e Israel. Promete no promover relaciones con Brasil y China, los dos principales clientes y proveedores de nuestro país.  «Nosotros no nos vamos a alinear con comunistas«, dijo tras conocerse el ingreso de Argentina al bloque de economías emergentes BRICS. Milei no se enteró del fin de la guerra fría y actúa como aquel soldado japonés, Hiro Onoda, que no supo del fin de la segunda guerra mundial y estuvo refugiado en la selva durante 29 años hasta que fue rescatado.(2)

En otra de sus provocaciones, propone trasladar la embajada argentina de Tel Aviv a Jerusalén. Los argumentos a los que recurre son presuntamente bíblicos: “Porque cuando el Uno le ordenó a Moisés que rompa las primeras tablas de la ley, la primera palabra que pronunció fue Jerusalén. Y ahí fue donde el Rey David estableció la capital, por lo tanto, hay que llevar la embajada de Tel Aviv a Jerusalén.”

Incluso no está clara su vocación democrática o su conocimiento histórico: afirma que la decadencia comenzó en 1916, justo con el primer gobierno de Hipólito Yrigoyen surgido del voto secreto y obligatorio.

Con ironía, el sociólogo radical Andrés Malamud, que vive en Portugal afirmó: “Elegir a un fascista de verdad, creyendo que es mentira, por miedo a un comunismo de mentira que creen que es verdad”

Es necesario recordar que el dramaturgo español Jacinto Benavente definía la ironía “como una tristeza que no puede llorar y entonces sonríe”     

LA CASTA SELECTIVA Y LA INCUBADORA DE MILEI

Milei apunta casi exclusivamente hacia los políticos a los que denomina casta, expresión tomada de los partidos españoles “Podemos” y “Vox”. La justicia ni los empresarios les merecen la misma descalificación. El subsidio a los colegios religiosos dice que los mantendrá, pero aborrece al Papa al que le destinó un collar de insultos: “asno, burro, ignorante, nefasto, zurdo, comunista, cultor del modelo basado en el odio”. Según su opinión, ‘‘el primer gobierno de Menem es el mejor de la historia y Domingo Felipe Cavallo con el que se intercambian elogios recíprocos, del cual llegó a decir: “Fue el mejor ministro de Economía de toda la historia». Su candidata a vicepresidente ha planteado la necesidad de indemnizar a las víctimas civiles del accionar guerrillero, un planteo que merece consideración, pero sólo lo utiliza como puerta de entrada o Caballo de Troya para reivindicar el terrorismo de Estado, el gobierno establishment militar al cual sólo lo califica “de facto”.

La incubadora de esta criatura fue el empresario Eduardo Eurnekián, la sexta fortuna a nivel local y 1929 en el escalafón mundial según la revista Forbes, dueño de la concesión de 35 terminales aéreas en todo el país que asciende a 52 sumadas las del exterior. Muy amigo de Franco Macri ambos tenían un trato descalificatorio con Mauricio. Escribió Juan Luis González en su libro “EL LOCO”: “Mauricio Macri tiene varias habilidades. Una, muy entrenada, es la capacidad para guardar rencor. Pueden pasar semanas, meses y hasta años, pero hay algo en su sangre calabresa que lo hace capaz de retener broncas con la misma facilidad con la que respira”. Eurnekián que lo trataba de “boludito” sabía que como presidente venía a cobrarse las descalificaciones pasadas y presentes. Por eso su empleado Javier Milei, un corderito lejos de su papel posterior como león, fue enviado a la arena mediática del Canal América donde Eurnekián era socio Daniel Vila, José Luis Manzano y Claudio Belocopitt y a través de dos fieles servidores Alejandro Fantino y Mauro Viale fueron proyectando la figura del ex arquero de las inferiores de Chacarita. Hay que reconocer que el economista devoto de la escuela austriaca y la de Chicago, hizo méritos para destacarse en lo que requiere la televisión: gritos, insultos, descalificaciones, amenaza de golpes. El centro de sus ataques fue Marcos Peña, la mano derecha de Mauricio Macri. Algunas de sus diatribas: “El pelotudo de Macri le dio todo el poder al comunista de Marcos Peña que es el verdadero presidente, y lo cagó. Es un parásito inútil que no puede sumar ni con una calculadora. Es un incompetente, un inepto, un idiota, un chupasangre, un estúpido, un hijo de puta, un impresentable, un necio, una basura”. Como decía Jorge Luis Borges: “Para injuriar, ni siquiera un lenguaje se necesita” 

Eso ocurría en el 2017. Seis años más tarde hay una estrecha vinculación entre Milei y Macri, al punto que con cierta ironía se ha dicho que hoy Milei es el vocero del pensamiento de Macri.

Después de haber sido el candidato más votado en las PASO, Milei visitó a Alejandro Fantino a quien agradeció diciéndole que era “el padre de la criatura” y recordó emocionado a Mauro Viale.

El sociólogo Ezequiel Adamovsky definió la impostura de Milei en el título de una nota: “¡Abajo la casta! ¡Viva el establishment!  

UNA JODITA DE TINELLI

Frases de Milei que en otros contextos hubieran integrado una jodita de Tinelli: «La Justicia Social es un robo». «La solución que proponen varios políticos queda bajo el rótulo de lo que denominan como justicia social. Un concepto aberrante, salvo que estén a favor de un trato desigual y un robo», definió. Plagiador serial, propagandista al extremo de la propiedad privada, excepto de la intelectual, su mentora es Ayn Rand, quien sostenía: “A menos que logremos convencer a la gente de que la justicia social es injusta, de que la redistribución de ingresos es inmoral y que la igualdad mediante la ley es contraria a la justicia, una sociedad libre será inviable” 

Que Milei considera a los empresarios y emprendedores como los revolucionarios de la sociedad cuando les dice: “Si ustedes ganan plata, es que le están sirviendo al prójimo”. A los emprendedores que les va bien, son héroes. ¡Muchachos: son ustedes los que tienen que poner de pie a la Argentina! Yo me comprometo a sacarles el Estado de encima”.

Ellos son los héroes de la novela de Ayn Rand, «La rebelión de Atlas» publicada en 1957 que narra una rebelión imaginaria protagonizada por los grandes empresarios contra el gobierno y los políticos de EE. UU, que paralizan el país con un lock out. El escenario es un país en decadencia por el excesivo intervencionismo estatal. Divide a la sociedad entre los saqueadores integrados por la dirigencia política y los cultos religiosos que sostienen que toda actividad económica debe estar regulada y sometida a una fuerte presión fiscal, y los no saqueadores, emprendedores, dueños de empresas y algunos intelectuales que piensan en soluciones diametralmente opuestas.

Sostiene: «los políticos en general prefieren la garra del Estado antes de que la mano invisible del mercado».

Otra aberración es «esa atrocidad que dice que donde hay una necesidad nace un derecho, se olvida que alguien lo tiene que pagar”. En el mismo sentido, en su rol de diputado el 13 de abril del 2023 votó en contra de la ley que ayuda a diagnosticar y prevenir la principal causa de muerte en el primer año de vida que son las cardiopatías congénitas en bebés, alegando “que implicaba más presencia del Estado interfiriendo en la vida de los individuos y además implicaba más gasto, eso no funciona así”.

Para Milei “El Estado es nuestro verdadero enemigo”, “El Estado es el pedófilo en el jardín de infantes con los nenes encadenados y bañados en vaselina”.

Lo afirma quien como un fundamentalista de mercado que parece un extraterrestre, considera posible un mercado de compraventa de órganos y de bebes.

Pero su discurso de odio en estos días se ha deslizado a extremos que anuncia días muy sombríos para el país, ante una dirigencia política muy pasiva y un silencioso consentimiento social.

Ha dicho en un reportaje a periodistas colombianos “¿Qué es en el fondo un socialista? Es una basura, es excremento humano, que básicamente, por no querer soportar el brillo de otro ser humano, está dispuesto a que todos estén en la miseria. Ser socialista, en el fondo, es una enfermedad del espíritu, una enfermedad del alma. Son malas personas, esa es la realidad… Los valores del socialismo son la envidia, el odio, el resentimiento, el trato desigual frente a la ley, el robo y el asesinato.”  “El presidente de Colombia, Gustavo Petro, le respondió, lacónico y contundente: “Esto decía Hitler”.

En sus discursos alucinados que hace honor al adjetivo de “el loco” que lo acompaña desde la escuela secundaria expresó: “después de la caída del muro de Berlín, acá en 1989 se arma el Foro de San Pablo y la intención del Foro de San Pablo era crear la Unión Soviética Latinoamericana. Eso es un plan muy concreto, son tres partes. En la primera parte, el 90% de la batalla es cultural y el 10% es cómo conseguir recursos. La segunda etapa es 50% cultural y 50% avanzar en la regulación y el ataque hacia las empresas. Quizás la última parte es la parte de las expropiaciones”.

[anuncio_b30 id=2]

EL TSUNAMI QUE EMERGE DE LA FRACTURA

Milei y su partido “La Libertad Avanza” pueden hacer realidad, de llegar a ser gobierno, de aquella humorada de Macedonio Fernández: “Fue un desastre tan completo, que hasta los sobrevivientes perecieron”.

Es una combinación de 1955,1966,1976, Menem y Macri. Tomando apenas un atributo de caracterización de esos hitos históricos, de 1955 tiene ese profundo desprecio hacia el distinto que manifestó Milei en muchas oportunidades: “No tengo por qué sentir vergüenza de ser un hombre, blanco, rubio de ojos celestes. No voy a pedir perdón por tener pene.” O cuando desaforado expresó: “Están perdiendo la batalla los zurdos de mierda. Por primera vez se ven acorralados. Somos superiores moralmente, estéticamente, somos mejores en todo y les duele.”  De 1966, la eliminación del Conicet es “La noche de los bastones largos de aquel 29 de julio de 1966 a la décima potencia”. Un naufragio del que la Argentina nunca pudo recuperarse totalmente. De 1976, está su candidata a vicepresidente y su reivindicación de aquellos años de noche y niebla. De Menem, la destrucción del aparato productivo, las privatizaciones y los científicos mandados a lavar las ollas. De Macri la prolongación de la política menemista; y si uno trajo al Fondo y le colocó la soga al cuello a varias generaciones de argentinos, Milei se ofrece a hacer un ajuste mucho más intenso e importante que lo que requiere el Fondo. Con los poderosos, los que rugen como leones, se transforman en mansos corderitos. Todos tienen una línea económica similar con pequeños matices de época, y si Martinez de Hoz elogiaba la política económica de Menem, Milei resucita del arcón de las pesadillas a los Carlos Rodríguez, a los Roque Fernández, a los Horacio Liendo del menemismo. A su vez, Macri admiraba a Menem y Cavallo y tiene con Javier Milei como libros de cabecera los de Ayn Rand.  

La literatura siempre tiene una frase para caracterizar un futuro. Si triunfa Milei o Bullrich es posible que se haga realidad lo que Alejandro Dumas puso en boca de uno de los mosqueteros: “Qué felices fuimos el tiempo en que éramos tan desgraciados”. Sin embargo y aunque en el menú de octubre no hay un candidato para despertar sueños, si el gobierno de los Fernández termina con ausencias tan estruendosas que incrementan la decepción, aun así, hay una cantidad de hechos positivos difícil de presagiar en un triunfo de Milei o de Bullrich.

Todavía la sensatez no se ha exiliado. La locura tal vez no se encarne triunfal en alguien que habla con Dios y tiene como asesores a cinco perros clonados. O en Patricia Bullrich que quiere ser la versión de Juntos por el Cambio, 2015-2019, potenciada y rápida. Su asesor económico Luciano Laspina decía a Jorge Fontevecchia el 22-04-2022: “Las ideas que hoy necesita la Argentina se parecen a las que empuja Javier Milei”.

Tal vez sea sólo un error del sismógrafo el tsunami que emerge de la fractura, pero es poco probable. Tal vez el ex presidente brasileño Fernando Henrique Cardoso, nuevamente acierte en forma milagrosa, cuando dijo: “Cuando esperamos lo inevitable, ocurre lo inesperado”   

Si a lo que queda de peronismo le dan otra oportunidad, deberá hacer cambios muy profundos, en sentido contrario a los de ambas oposiciones, para volver a entrelazar los sueños con los hechos, las palabras con las obras, el relato con volver al 50% en la distribución del ingreso para los sectores populares. Sin recuperar los resortes básicos de la economía y de los recursos naturales, todo será impotencia.

Tal vez como decía Paco Urondo: “En un lugar se juntarán la memoria y el futuro” Para ello hay que transformar el presente. Y para transformar el presente, para hacer historia, hay que cruzar el Rubicón, no evitarlo.

1)Países que no tienen Banco Central. Son muy pequeños o inexistentes, desconocidos e ignorados, la mayoría ubicados en Oceanía: Andorra (80.000 habitantes), Estados Federados de la Micronesia (125.000 habitantes), Islas Marshall (70.000 habitantes), Islas de Man (100.000 habitantes), Kiribati (120.000 habitantes), Mónaco (45.000 habitantes), Nauru (15.000 habitantes), Tuvalu (15.000 habitantes), Palau (20.000 habitantes). Son datos del 2020 actualizados estimativamente al 2022.

1)Países que adoptaron el dólar como moneda, coinciden varios, con los que prescinden de Banco Central. Ellos son: Ecuador, Panamá, El Salvador, Islas Marshall, Micronesia, Palau, Timor Oriental y Zimbabue.

2) “Carta de Madrid del 26 de octubre del 2020.” Promovida por Santiago Abascal Conde, el presidente del partido de ultraderecha español VOX (Voz en latín) quien en algunos de sus párrafos sostiene: “Más de 700 millones de personas forman parte de la Iberosfera, una comunidad de naciones libres y soberanas que comparten una arraigada herencia cultural y cuentan con un gran potencial económico y geopolítico para abordar el futuro… Una parte de la región está secuestrada por regímenes totalitarios de inspiración comunista, apoyados por el narcotráfico y terceros países. Todos ellos, bajo el paraguas del régimen cubano e iniciativas como el Foro de São Paulo y el Grupo de Puebla, se infiltran en los centros de poder para imponer su agenda ideológica. La amenaza no se circunscribe exclusivamente a los países que sufren el yugo totalitario. El proyecto ideológico y criminal que está subyugando las libertades y derechos de las naciones tiene como objetivo introducirse en otros países y continentes con la finalidad de desestabilizar las democracias liberales y el Estado de Derecho.

El avance del comunismo supone una seria amenaza para la prosperidad y el desarrollo de nuestras naciones, así como para las libertades y los derechos de nuestros compatriotas.

Entre los firmantes de la Carta de nuestro país, figuran entre otros: Alejandro Fargosi, Consejero de la Magistratura de la Nación; Alfredo Schiavoni, Carla Piccolomini, Francisco Sánchez, Waldo Wolff diputados del PRO; Hilda Molina, médica cubana radicada en la Argentina; los economistas libertarios Javier Milei y José Luis Espert; Luis Rosales periodista que integró la fórmula presidencial de Espert; Pablo Torello, diputado, integrante de la Mesa Judicial del PRO.

Avellaneda, 1° de septiembre de 2023.

*Periodista. Co-conductor del programa radial EL TREN, con más de 19 años en el aire. Contador Público recibido en UBA. Fue profesor de Economía Política en la Facultad de Ciencias Económicas de la misma Universidad.

La Tecl@ Eñe. Revista Digital de Cultura y Política. Editor/Director: Conrado Yasenza